Conecte con nosotros

Nacional

Empresa donde labora José Ramón López Beltrán sí pertenece a hijos de empresario ligado a la 4T

Publicado

el

Redacción, 14 de Febrero.- El presidente negó que exista un vínculo de negocios entre José Ramón y Daniel Chávez, empresario que supervisa el megaproyecto del Tren Maya

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) afirmó que la empresa en la que trabaja su hijo, José Ramón López Beltrán, pertenece a los hijos de Daniel Chávez Morán, quien actualmente es supervisor honorífico en el megaproyecto del Tren Maya.

Así lo dio a conocer durante su conferencia de prensa matutina hoy 14 de febrero, luego de que el domingo 13, José Ramón se pronunció tras los señalamientos en su contra por un posible conflicto de interés por habitar una vivienda millonaria en Houston, Texas, que involucra a Petróleos Mexicanos y la compañía Baker Hughes.

“En efecto es una empresa de los hijos de Daniel Chávez que me ayuda como supervisor honorifico en el Tren Maya. No cobra y no tenemos relación de negocios”

Y es que el hijo del titular del Ejecutivo aseguró que desde el 2018 volvió como abogado y actualmente trabaja como asesor legal de desarrollo y construcción de la empresa KEI Partners, gracias al cual obtuvo su visa de trabajo TN para poder residir en Estados Unidos.

De acuerdo al sitio web oficial de la empresa, Karla Wiedemann, Érika Chávez e Iván Chávez son los socios de dicha empresa. Erika e Iván son hijos del empresario Daniel Chávez, quien es dueño de Grupo Vidanta y es un personaje cercano a Andrés Manuel.

El 3 de junio de 2020, Chávez Morán fue designado como supervisor honorífico en las obras del Tren Maya, aunque, según AMLO, no tiene ningún negocio con el gobierno, por lo que descarta un posible conflicto de interés.

“Es de los empresarios que nos ayuda porque quiere apoyar en el caso del Tren Maya para concluirlo. Y José Ramón, pues está trabajando en Estados Unidos; su esposa lo mismo. No tiene nada que ver con Pemex ni con ninguna empresa vinculada con el gobierno”
Por su parte, José Ramón López Beltrán afirmó que no tiene injerencia alguna en el actual gobierno de México y que todos sus ingresos proceden de su actual empleo. Por ello, dijo, no hay conflicto de interés con Baker Hughes, la vivienda en Houston y Petróleos Mexicanos.

“Soy un ciudadano privado, y no tengo injerencia alguna en el Gobierno de México. Mis ingresos provienen al cien por ciento de mi trabajo en Houston. No hubo, ni habrá conflicto de interés. Les pido respeten mi vida y la de mi familia”, comentó López Beltrán en un comunicado compartido en su cuenta de Twitter.

Sus declaraciones surgieron después de dos semanas desde que se publicó una investigación realizada por Mexicanos Contra la Corrupción e Impunidad (MCCI) Y LatinUs, en la que se reportaron dos propiedades en Houston pertenecientes a José Ramón y su esposa, Carolyn Admas. Y es que una de ellas estaba a nombre de Keith L. Schilling, un alto ejecutivo (en ese entonces) de Baker Hughes.

Información en desarrollo…

Seguir Leyendo
Haga clic para comentar

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *